Department of Human Services

El gobernador Murphy firma una legislación que proporciona $10 millones de dólares en alivio a los proveedores del cuidado infantil

La legislación es parte de un paquete de alivio de $100 millones de dólares para las pequeñas empresas de New Jersey

PARAMUS – Hoy, el gobernador Phil Murphy firmó la ley A-5445, que proporciona $10 millones en ayuda federal COVID-19 para los proveedores del cuidado infantil en todo New Jersey. El proyecto de ley - patrocinado por los senadores M. Teresa Ruiz y Joseph Lagana y los miembros de la Asamblea Lisa Swain, Gabriela Mosquera, y Adam Taliaferro - proporcionará subvenciones a los proveedores del cuidado infantil en necesidad. El proyecto de ley forma parte de un esfuerzo de ayuda de cinco proyectos de ley con un valor de $100 millones de dólares para ayudar a la economía de New Jersey a recuperarse de la pandemia que duró un año.

"Los proveedores del cuidado infantil son absolutamente cruciales para la fuerza de trabajo de New Jersey, y especialmente, la pandemia de COVID-19 los ha golpeado especialmente duro", dijo el gobernador Murphy. "Esta legislación ayudará a garantizar que estos proveedores puedan seguir enfrentando la pandemia y permanecer abiertos y capaces de satisfacer las necesidades de tantos residentes de New Jersey que dependen de ellos".

"Durante el último año, nuestros centros de cuidado infantil han tenido que navegar por los protocolos y restricciones de seguridad necesarios de COVID-19, lo que ha creado tensiones adicionales en sus presupuestos", dijo el senador Ruiz. "Esta financiación ayudará a asegurar que estas empresas sean capaces de mantener sus puertas abiertas y seguir sirviendo a sus comunidades, a medida que los padres comiencen a trabajar en persona, una vez más. No podemos permitirnos que esta industria se derrumbe, son parte de lo que hace un New Jersey más fuerte."

"La pandemia causó un impacto financiero desmesurado en las guarderías de las que dependen tantas familias. La reducción de la capacidad ha tenido un grave impacto en estos negocios", dijo el senador Lagana.  "Los fondos federales asignados por esta ley les ayudarán a permanecer abiertos y capaces de servir a sus comunidades mientras muchos padres vuelven a trabajar en persona".

"Los padres de nuestro estado necesitan y merecen un cuidado infantil asequible y accesible. Proporcionar apoyo financiero a los centros de cuidado infantil, que lo necesitan, ayudará a asegurar que estos servicios críticos estén disponibles para ellos", dijeron los miembros de la Asamblea Swain, Mosquera y Taliaferro.

"Durante el apogeo de la pandemia, más de la mitad de los proveedores de cuidado infantil tuvieron que cerrar sus puertas, perjudicando a nuestras familias y a nuestra economía", dijo el congresista Josh Gottheimer. "Pero ahora, gracias a la Ley CARES bipartidista, se están entregando recursos federales para apoyar a nuestras familias y proveedores del cuidado infantil, y para ayudarles a recuperarse".

"Incluso cuando se enfrentan a retos difíciles sin precedentes, los proveedores del cuidado infantil han jugado un papel crucial en la reacción del estado a COVID-19 y han mostrado una firme resistencia y dedicación para apoyar a las familias trabajadoras de New Jersey", dijo la Comisionada Interina del Departamento de Servicios Humanos, Sarah Adelman. "Sin el compromiso de los proveedores del cuidado infantil, muchos de nuestros trabajadores esenciales de primera línea no habrían podido ir a trabajar cubriendo tantas necesidades importantes. Doy las gracias al gobernador Murphy por la firma de este proyecto de ley y la Legislatura para avanzar en esto. Estas subvenciones serán vitales para los proveedores del cuidado infantil que necesitan apoyo como resultado de esta crisis de salud pública, y junto con los esfuerzos de la Administración Murphy, ayudarán a los proveedores del cuidado infantil a seguir apoyando a las familias de New Jersey y ayudar a la economía y la fuerza de trabajo de nuestro estado a que siga avanzando."

"Los proveedores del cuidado infantil y los servicios vitales que le ofrecen a las familias trabajadoras son fundamentales para garantizar una recuperación fuerte y equitativa de la pandemia del COVID-19", dijo el director ejecutivo de NJEDA, Tim Sullivan. "La financiación que el gobernador Murphy ha anunciado hoy que será un salvavidas para estas empresas que les permitirá seguir proporcionando atención de calidad a los niños en todo el estado".

Desde el otoño pasado, la Administración Murphy ha gastado casi $200 millones de dólares de los Fondos de Alivio del Coronavirus en la capacidad del cuidado infantil. Hasta la fecha, más de 3.000 proveedores del cuidado infantil han recibido subvenciones para cumplir con las nuevas precauciones de salud y seguridad de COVID-19 y estabilizar sus operaciones, y una cantidad similar recibió pagos de subsidios mejorados entre septiembre y febrero.

La ayuda de emergencia será administrada por la Autoridad para el Desarrollo Económico (EDA, por sus siglas en inglés) de New Jersey, que hasta ahora ha proporcionado más de $250 millones de dólares en ayudas a 55.000 empresas de New Jersey. La EDA abrirá un proceso de preinscripción de solicitudes para el dinero de las subvenciones a finales de este mes.