Department of Human Services

El gobernador Murphy firma una legislación que asigna $100 millones de dólares para la asistencia a los proveedores de cuidado infantil y la fuerza de trabajo

7/2/21

TRENTON – Hoy, el gobernador Phil Murphy firmó la legislación (S3990) que asigna $100 millones de dólares en fondos del Plan de Rescate Americano al Departamento de Asuntos Comunitarios, para apoyar a los proveedores de cuidado infantil y la fuerza de trabajo de cuidado infantil a través de una serie de iniciativas, incluyendo la concesión de subvenciones para la mejora de las instalaciones, asistencia técnica empresarial, apoyos para el desarrollo de la fuerza de trabajo, y un estudio del panorama de cuidado infantil en el estado. El Departamento de Asuntos Comunitarios pondrá $15,5 millones de dólares a disposición del Departamento de Niños y Familias (DCF por sus siglas en inglés), $54,5 millones de dólares a disposición de la Autoridad de Desarrollo Económico de New Jersey (NJEDA, por sus siglas en inglés), y $30 millones de dólares a disposición del Departamento de Servicios Humanos (DHS, por sus siglas en inglés).

"La pandemia de COVID-19 puso al descubierto las desigualdades creadas por la falta de acceso al cuidado infantil asequible que enfrentan muchas familias trabajadoras", dijo el gobernador Murphy. "Esta financiación, que ha sido posible gracias a la Administración Biden, ayudará a nuestros proveedores de cuidado infantil y a la fuerza de trabajo de cuidado infantil que han trabajado incansablemente durante la pandemia y más allá en nuestro estado. Sin acceso al cuidado de los niños, muchos residentes de New Jersey no pueden trabajar para mantenerse a sí mismos y a sus familias. Esta ayuda será una ayuda significativa para los muchos proveedores y empleados de cuidado infantil que dieron un paso adelante durante la pandemia para cuidar de los hijos de los trabajadores esenciales y de muchos otros."

"Ninguna madre o padre debería enfrentarse a la elección imposible de cuidar a su hijo/a(s) o poder mantenerlo económicamente, pero la pandemia ha obligado a las familias que trabajan, especialmente a las madres que trabajan, a tomar la difícil decisión de dejar sus trabajos", dijo la vicegobernadora Sheila Oliver, que ejerce de comisionada del Departamento de Asuntos Comunitarios. "Esta legislación va a proporcionar financiación directa para nuestros valiosos proveedores de cuidado infantil cuyas operaciones se vieron afectadas financieramente por COVID-19 para ayudar a asegurar que las familias trabajadoras tendrán acceso a un cuidado infantil de alta calidad y asequible a medida que se reincorporan a la fuerza de trabajo y más allá."

La pandemia de COVID-19 ha destacado lo importante que son los centros de cuidado infantil y los trabajadores que emplean para la economía de nuestro estado y el bienestar de tantos niños y familias de nuestro estado", dijo la comisionada del departamento de Niños y Familias Christine Norbut Beyer. "Estos negocios y trabajadores seguirán siendo vitales para nuestras comunidades a medida que avancemos en la recuperación de la pandemia. La financiación proporcionada por este estatuto nos permitirá reinvertir en estos servicios esenciales y reforzar el sector del cuidado infantil para satisfacer mejor las necesidades cambiantes de las familias en el futuro."

"Está claro que el cuidado infantil es fundamental para la salud y la seguridad de nuestros niños, pero también es esencial para la recuperación equitativa y la resistencia a largo plazo de la economía del estado", dijo el director ejecutivo de NJEDA, Tim Sullivan. "El gobernador Murphy y toda su administración están comprometidos en garantizar que los miles de proveedores de cuidado infantil de New Jersey tengan los recursos que necesitan para fortalecer sus operaciones comerciales, hacer mejoras en sus instalaciones, volver a contratar personal y crecer.  Aumentar el apoyo a los proveedores de cuidado infantil de New Jersey creará un entorno más seguro y enriquecedor para los niños a los que sirven, al tiempo que permitirá a los padres y cuidadores permanecer en la fuerza de trabajo para que puedan mantener familias prósperas."

"El cuidado infantil seguro, asequible y fiable en New Jersey es vital para nuestra economía y para las familias que trabajan en todo nuestro estado, especialmente las madres que trabajan que se han visto afectadas de forma desproporcionada durante la pandemia", dijo la comisionada interina del Departamento de Servicios Humanos, Sarah Adelman. "Los proveedores de cuidado infantil de New Jersey estuvieron en primera línea durante la pandemia, y la Administración Murphy se ha comprometido a apoyarlos incluso antes de la pandemia. Esta financiación reforzará nuestros esfuerzos, y dejar claro una vez más que consideramos que los proveedores de cuidado infantil son fundamentales para el éxito de nuestro estado."

Los principales patrocinadores de la S3990 son los senadores Shirley K. Turner y M. Teresa Ruiz, y los asambleístas Lisa Swain, Andrew Zwicker, Vincent Mazzeo, Joanne Downey, Roy Freiman, Gabriela M. Mosquera, Shanique Speight y Craig J. Coughlin.

"Aunque todos los padres se han visto afectados por el cuidado infantil y el cierre de escuelas, las madres que trabajan han sido las más afectadas, con 1,6 millones de mujeres menos en la fuerza de trabajo en enero de 2021", dijo la senadora Shirley K. Turner. "Sin acceso a un cuidado infantil asequible, los padres de todo el estado continuarán enfrentando la difícil decisión de elegir el cuidado de sus hijos o seguir una carrera. Nuestros residentes no pueden permitirse una escasez de guarderías. Esta financiación es una pieza fundamental para asegurar que tengamos los proveedores de cuidado infantil que necesitamos al entrar en la siguiente fase de la recuperación económica del estado de la pandemia de COVID-19."

"Es fundamental que contemos con la infraestructura necesaria para apoyar el regreso anticipado al trabajo en persona. Esta financiación garantizará que los proveedores de todo el estado puedan mantener sus puertas abiertas y satisfacer la creciente demanda que se espera en los próximos meses", dijo la senadora M. Teresa Ruiz. "No podemos darnos el lujo de permitir que esta industria se derrumbe; esta inversión tan necesaria asegurará que sean capaces de seguir sirviendo a nuestras comunidades y el cuidado de nuestros niños. Esto no sólo es importante ahora, a raíz de la pandemia, sino que siempre, ya que juega un papel integral en la forma en que apoyamos nuestra fuerza de trabajo diversa."

"A medida que nuestro estado sigue saliendo de esta crisis, un componente clave de nuestra recuperación que no podemos ignorar es el restablecimiento de los servicios de guardería. Muchos de los programas de cuidado infantil que superaron la pandemia están ahora luchando por mantenerse a flote. Sin nuestro apoyo, es posible que no puedan ampliar sus servicios o seguir funcionando", dijeron los patrocinadores de la Asamblea en un comunicado. "New Jersey será un modelo para el resto del país a la hora de ofrecer apoyo financiero a los proveedores en apuros. Esto no sólo mostrará nuestro agradecimiento por los inestimables servicios que suministraron durante una crisis sin precedentes, sino que asegurará que nuestros proveedores de cuidado infantil puedan seguir ofreciendo estos servicios en el futuro."

La ley S3990 establece el Fondo de Revitalización del Cuidado Infantil, que proporcionará apoyo financiero a los proveedores de cuidado infantil con licencia o registrados. El proyecto de ley asigna $15,5 millones de dólares al DCF para crear apoyos para el desarrollo de la fuerza de trabajo y llevar a cabo un estudio del panorama del cuidado infantil. El proyecto de ley también asigna $54,5 millones de dólares a la NJEDA con el fin de proporcionar asistencia técnica a los proveedores de cuidado infantil con licencia o registrados, y subvenciones a los proveedores de cuidado de niños para las mejoras de las instalaciones. La legislación también asigna $30 millones de dólares al DHS con el fin de proporcionar subvenciones a los proveedores de cuidado infantil con licencia o registrados o a sus empleados para la retención y contratación de personal.